Los Pecados del PRI “No Escuchar”

By Rodolfo Rosas Ronquillo on in Mercadotecnia, Política, Sin categoría. Permalink.

Lo que comenté el día de ayer reflejo plenamente lo que sucedió en las elecciones.

Más allá de las malas decisiones  en la elección de los candidatos, de las malas estrategias y de falta de un director de orquesta que les hiciera tocar a todos en el mismo són, más que los constantes cambios en los conceptos gráficos que confundían al ciudadano, más que los discursos repetitivos y populistas (que por cierto la gente ya no se cree, porque yo la escuché), más que una campaña llena de pedradas al gobierno federal, más que miles de priístas convencidos de su estructura, más allá de todo eso, mucho más allá estaba la gente que creía en el priísmo.

Estoy convencido que los estrategas de campaña nunca convivieron directamente con el ciudadano, no entraron a su casa y vieron sus condiciones de vida; todo se los dijeron los supuestos lideres y sus lamebotas encuestadoras, que con tal de que les mantuvieran la chamba, les decían a los patrones lo que querían escuchar.

¿Nadie se dio cuenta de lo que se avecinaba? ¿Nadie predijo la hecatombe? ¿Nadie anticipó la traición a los líderes en las colonias y unidades habitacionales? ¿Nadie?

Con tantos métodos estadísticos y de medición con los que se cuenta hoy en día, con  bases de datos, estructuras, redes sociales; tantos oídos que hay en la calle que oyen las pláticas de los vecinos, las juntas con grupos políticos, los comentarios en Facebook o Twitter, tantos ojos y oídos y nadie anticipó nada.

Solo me basto con estar unos minutos a las afueras de la casilla 1065, recaudadora de los votos de la U. H. Solidaridad. A unos pasos de la líder suprema de la colonia un grupo de señoras hablaba de su cambio de partido a la hora de votar:

-…tu por quien votaste, ¿por el de siempre?

-No, ya no, siempre es lo mismo, aparte tu crees que nomás así por que si nos           van a regalar los uniformes y los útiles, yo la verdad no creo. Así que mejor ya le     cambié.

-Si verdad, no creo que hubiera sido así de fácil, yo también le cambié.

Como esas señoras cuantas más le cambiaron, cuantas más no creían en las propuestas de los candidatos, cuantas más decían que eso no los gustaba y nadie las escuchó. Seguramente la líder de colonia lo sabía y nunca dijo nada a las cabezas priístas, o peor aún y lo más probable, los vecinos ya no confiaban en la líder para la solución de sus problemas, se cansaron de apoyar al líder en todo lo que les decía y que al final no cumplía nada.

Al final de la jornada electoral mis sospechas eran confirmadas, el PRI perdía contundentemente en las 6 casillas de esa unidad habitacional, a la par que también entregaba a los panistas las UH. de San Bartolo, Bosques de San Sebastian y La Margarita, todas ellas claves para el Priísmo poblano.

Si algún estratega de campaña preocupado por su trabajo se hubiera metido en alguna casa de estas UH. para conocer las verdaderas necesidades de los habitantes, se hubieran dado cuenta de la carencia de agua, de las paredes con humedad, de lo mal de sus construcciones al interior, del bajo nivel económico, de su necesidad por un espacio más grande, de lo descarcarachada que está la pintura, y de otras cosas más. Quizás así las estrategias y procedimientos hubieran sido diferentes y probablemente con otros resultados.

Señores, la Mercadotecnia se hace con la gente y en la calle. No desde una oficina con todas las comodidades.

Be Sociable, Share!


Share this Post


  • Twitter
  • Facebook
  • Reddit
  • Stumble

See all posts by


Leave a Reply

Your email is never published nor shared. Required fields are marked *



  • Últimos Tweets

    Error: Twitter did not respond. Please wait a few minutes and refresh this page.

  • Acceso

  • Subscribete al RSS

    Suscríbete via email

  • Historial de publicaciones

  • Más vistos